Adaptación infantil en la consulta dental

Adaptación infantil a la consulta dental

Adaptación infantil en la consulta dental

Desde el blog de Clínica Dental Zaragoza – Clínica Dental AG os contamos cómo conseguir que los niños se sientan cómodos en la consulta dental

¿Estás harto de que cada cita al dentista con tus niños sea una guerra sin armas? ¿Tu hijo no sabe controlar sus emociones en medio de un tratamiento importante?

Con este artículo, el equipo de nuestras clínicas Dental AG en Zaragoza, queremos poder conseguir que los más pequeños se sientan cada vez más seguros y con una mayor actitud positiva para lograr llevar a cabo los diferentes tratamientos odontológicos de una manera proactiva e incluso divertida para algunos.

Este proceso es más sencillo de lo que muchos imaginan. Se puede lograr mediante un proceso de enseñanza-aprendizaje no solo a los menores, si no también a sus acompañantes, padre madre o tutor legar. Todo aquel que se responsabilice del menor tendrá que poner en práctica este tipo de técnicas. Esto es una relación entre el profesional odontológico y el niño, pero se convierte en una relación triangular en la que los padres forman una parte fundamental.

Existen varias actitudes paternales negativas que complican este procedimiento:

La actitud más complicada de controlar es la sobreprotección hacia el menor. Que nos preocupemos excesivamente por lo nervioso y/o asustado que se pueda sentir puede retrasar la maduración psicológica del paciente. Muchas veces se encuentran los padres más nerviosos que los propios niños, lo cual sería conveniente evitar en cualquier situación para no transmitírselo de manera indirecta.

Desde Dental AG aconsejamos evitar las típicas preguntas o frases de:

  • ¿Estás nervioso cariño?
  • No tengas miedo, no te harán daño.

Puede que hasta el momento el niño no se haya preocupado ni haya parado a pensar en si le pueden hacer daño o no.

Entre nuestros pacientes también existe la sobre indulgencia. Son niños con pocas restricciones, pueden mostrar conductas agresivas, enfados o incluso llorar de manera desesperada. Lo más importante para evitar estas situaciones es dejar que el personal odontológico domine la situación al completo, es decir, evitar en la medida de lo posible la intervención de los padres una vez que el niño haya entrado en la consulta.

Por eso es tan importante confiar en todos los miembros profesionales de Dental AG, así como en nuestra querida mascota “Goras” que  acompañará en cada momento de la consulta a tu peque haciendo así una estancia de lo más agradable y divertida.

adminUup

Este artículo tiene 0 comentarios

Comentarios activos

ESCRIBE TU COMENTARIO